• La Organización Mundial de la Salud celebró una reunión informativa para los medios de comunicación el 25 de mayo, Día de África, para poner al público al corriente de la pandemia del coronavirus COVID-19.
  • El ensayo clínico de la hidroxicoloroquina, suspendido después de que el estudio de Lancet descubriera que el fármaco causaba una "mayor tasa de mortalidad" entre los pacientes de COVID-19.
  • El menor número de casos en el África subsahariana se atribuye a la experiencia del Ébola y a la rápida respuesta de la Unión Africana.

El 22 de mayo, The Lancet publicó un estudio de observación sobre los controvertidos fármacos hidroxicoloroquina y cloraquina, a saber, sobre sus efectos en los pacientes hospitalizados que padecen el nuevo coronavirus. Los autores estimaron una "tasa de mortalidad más elevada" entre los pacientes que recibían el fármaco, con un aumento del 34% del riesgo de muerte y del 137% de las arritmias cardíacas graves.

Mientras tanto, un grupo de participantes en el Ensayo de Solidaridad de la OMS, cuyo objetivo es encontrar un tratamiento para COVID-19, ha acordado revisar todas las pruebas disponibles. Hasta que puedan evaluar los posibles daños y beneficios de la droga, el grupo ha anunciado una "pausa temporal" en la sección del ensayo dedicada a la hidroxicloroquina, mientras la Junta de Vigilancia de la Seguridad de los Datos examina los datos.

"Deseo reiterar que estas drogas son aceptadas como generalmente seguras para su uso en pacientes con enfermedades autoinmunes o malaria", dijo el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la OMS, en la sesión informativa en línea.

África, la región menos afectada

"Hoy es un día especial", dijo el Dr. Tedros en su discurso de apertura en la sesión informativa para los medios de comunicación para conmemorar el Día de África, 57 años después de la formación de la Unión Africana.

Al tiempo que señaló que "es probable que se pasen por alto algunos casos", el jefe de la OMS elogió al continente por tener sólo el 1,5% de los casos de COVID-19 notificados en el mundo y menos del 0,1% de las muertes, añadiendo: "África es la región menos afectada a nivel mundial en cuanto al número de casos de COVID-19 y muertes notificadas a la OMS".

Entonces, ¿qué hay detrás de la contención del coronavirus en África? Los países de todo el continente "han acumulado una gran experiencia en la lucha contra enfermedades infecciosas como la poliomielitis, el sarampión, el Ébola, la fiebre amarilla, la gripe y muchas otras", ofreció Tedros. Pero también hay que reconocer el mérito de la rápida respuesta de la Unión Africana, encabezada por el Presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa:

Los gobiernos africanos se apresuraron a tomar medidas y a frenar la propagación del virus, a pesar del costo para las comunidades y las economías, dijo el Dr. Matshidiso Moeti, Director Regional de la región de África. "En 28 ciudades, aceptaron medidas duras. Estaban dispuestos a cumplir algunas de las medidas, que eran muy difíciles".

La ciencia abierta también es un factor, ya que los laboratorios del Senegal y Sudáfrica fueron de los primeros en aplicar las pruebas de diagnóstico, ya que colaboraron con @AfricaCDC y la OMS para ampliar la capacitación de los técnicos de laboratorio en la detección del virus y la creación de capacidad nacional.

África no puede permitir que se produzca una "pandemia silenciosa", dijo el profesor Samba Sow, Director General del Centro para el Desarrollo de Vacunas en Malí. Y para ello, la comunicación es clave. "No volvamos a escuchar 'no hay datos de África' - tenemos que generar datos de África, para África".

Sow instó a los dirigentes africanos a garantizar el rastreo, las pruebas y la localización; a situar a África en la vanguardia de la investigación en materia de vacunas; y a no permitir que los sistemas de salud se vean desbordados en detrimento de otras cuestiones de salud, como la mortalidad materna.

¿Quiere más noticias de África? Vea al director regional de la OMS para África, el Ministro de Agricultura y Recursos Animales de Rwanda, hablando de la crisis del coronavirus: