Ésta es una lista de algunas de las historias más interesantes de la semana sobre los temas a los que da seguimiento el Foro Económico Mundial, entre ellos crecimiento económico e inclusión social.

La gráfica económica del 2016. “La curva del elefante” de Branco Milanović puede ofrecer una buena explicación del Brexit, el triunfo de Trump y el auge de los populismos en las economías desarrolladas. (Foro Económico Mundial) A falta de textos en la lengua de García Márquez, aquí hay un buen perfil en inglés de Milanović y su trabajo. (Ozy)

La geopolítica también puede ofrecer respuestas ante el auge del populismo. El creciente peso de las economías emergentes y los nuevos equilibrios económicos globales que plantean pueden explicar una parte de la historia. (Foro Económico Mundial)

Escala la guerra comercial de China con Estados Unidos y la Unión Europea tras la negativa a reconocer a la economía asiática como “economía de mercado”. (El País) Esta situación se enmarca en el desafío a la política de “Una sola China” tras la llamada de Trump a la presidenta de Taiwán, quien visitará Latinoamérica en enero. (EFE)

La directora del FMI fue acusada de negligencia en Francia, por el uso indebido de fondos públicos cuando era ministra de Economía. El FMI ha expresado su "total confianza" en la capacidad de la directora gerente, pero la estabilidad del organismo sigue en duda. (New York Times)

El bolívar venezolano es la moneda latinoamericana más devaluada del año. Sin embargo, no es la única, pues los pesos uruguayo, chileno, mexicano, colombiano y argentino así como el real brasileño han perdido valor importante ante el súper-dólar. (El País)

La hiperinflación en Venezuela es la miel amarga de la Navidad. La eliminación de billetes de 100 bolívares y la introducción de otros de alta denominación por parte del gobierno de Maduro desató que miles de personas saturaran los bancos para efectuar depósitos o cambiar dinero. (Financial Times)

Colombia es el país del año para The Economist. La publicación británica se decantó por la paloma de la paz por encima de candidatos como Estonia, Islandia, China y Canadá. A pesar de la situación en el interior del país, donde preocupan la economía y la polarización, el prestigio colombiano ante el mundo está en un máximo histórico. (CNN en español)

Mauricio Macri se dio un baño de realismo sobre la economía argentina al reconocer que su gobierno “colocó una barra muy alta”, y que no es mago para arreglar las finanzas en un año. Con una administración sobreendeudada y con pocos resultados de los que presumir, el otrora enojo contra Cristina Fernández se está turnando contra Macri. (Financial Times l Milenio)

Uruguay se distancia del Mercosur y se acerca a China. Ante las nuevas tendencias políticas en Sudamérica y el estancamiento del Mercosur, Uruguay amplía sus horizontes y avanza un tratado de libre comercio con el gigante asiático. (La Vanguardia / El País)

El 2016 tuvo éxitos y fracasos tecnológicos dignos de recordar. Mientras los aplausos fueron para la transmisión de video en vivo, los asistentes virtuales, la encriptación de la información, la realidad virtual y el WiFi; los abucheos se los llevaron las noticias falsas, los defectos en equipos Samsung y las explosivas baterías de litio. (The New York Times)

La última y nos vamos: Cuenta atrás para Davos. Klaus Schwab presentó la 47a edición del Foro Económico Mundial, “Liderazgo Receptivo y Responsable”, donde se plantearán temas como la reforma del capitalismo, la Cuarta Revolución Industrial, la revitalización de la economía, entre otros. (Agencia EFE / El Sol)