Equity, Diversity and Inclusion

El liderazgo económico en la nueva era de la competencia y la cooperación

En un momento en que la competencia mundial parece recrudecerse, los Estados deberían emplear un estadismo económico, dirigido a abordar los retos comunes y a fomentar la cooperación.

En un momento en que la competencia mundial parece recrudecerse, los Estados deberían emplear un estadismo económico, dirigido a abordar los retos comunes y a fomentar la cooperación. Image: Getty Images/iStockphoto

Alexis Crow
Partner; Global Head, Geopolitical Investing, PwC
Danny Quah
Dean and Li Ka Shing Professor in Economics, Lee Kuan Yew School of Public Policy, National University of Singapore
Comparte:
Nuestro impacto
¿Qué está haciendo el Foro Económico Mundial para acelerar la acción en Equity, Diversity and Inclusion??
La visión global
Explora y monitorea cómo Geoeconomía afecta a las economías, las industrias y los problemas globales
A hand holding a looking glass by a lake
Innovación mediante crowdsourcing
Involúcrate con nuestra plataforma digital de crowdsourcing para lograr un impacto a escala
Mantente al día:

Geoeconomía

Listen to the article

  • En un panorama geopolítico cada vez más fracturado y de suma cero, necesitamos nuevas formas de fomentar la cooperación internacional y abordar los retos más acuciantes.
  • Cuestiones como la crisis climática y la estabilidad financiera podrían ser vías de cooperación, incluso cuando aumentan las tensiones entre algunos Estados.
  • El estadismo económico, si correctamente ejecutado, puede ser una parte importante de este nuevo mundo de competencia y cooperación.

La seguridad nacional está pasando rápidamente a ocupar un lugar prioritario en las agendas de los gobiernos de todo el mundo. El pensamiento de suma cero en geopolítica va en aumento.

En una época tan centrada en la seguridad, el estadismo económico puede ser una poderosa herramienta para alcanzar objetivos y mantener la paz, pero debe ejecutarse de forma correcta y holística.

El estadismo económico -la utilización de las políticas monetarias, financieras y comerciales de un país al servicio de la seguridad nacional- puede reforzar o socavar el poder y la eficacia de los instrumentos económicos.

Por ejemplo, la utilización de herramientas económicas para perjudicar intencionadamente a otras naciones en política exterior es una práctica que, en casi todos los casos, es contraproducente.

En su lugar, los Estados deberían emplear un matizado estadismo económico que beneficie tanto al sistema internacional en su conjunto como a las naciones individuales que lo componen.

¿Has leído?

Cooperación ante los retos de la globalización

Las décadas de hiperglobalización hasta 2015 podrían contemplarse con nostalgia. El comercio abierto reinaba con pocos obstáculos, y descensos rápidos de la igualdad acompañaban a un intercambio todavía más rápido de bienes, servicios, personas, ideas y finanzas. Hoy, el panorama es distinto. Pero incluso si la rivalidad geopolítica no hubiera interrumpido este arco, otros factores ya lo estaban haciendo.

En las economías avanzadas, el desplazamiento de la actividad manufacturera hacia el crecimiento y el empleo en el sector de servicios - combinado con la competencia de las importaciones - hizo que los efectos de mala distribución del comercio fueran cada vez más visibles. Amplios segmentos de las poblaciones de los países se vieron cada vez más desfavorecidos, a pesar de que la suma agregada del bienestar aumentaba a escala mundial. Las ganancias económicas de las poblaciones de China e India parecían contradecirse con la pérdida de seguridad económica de muchos en las economías avanzadas.

El empeoramiento de la crisis climática, la pandemia del COVID-19 y la invasión rusa de Ucrania exacerbaron este efecto: cada una de estas cuestiones tiene su propio efecto de aislamiento en las políticas, empujando aparentemente a los países hacia el aislacionismo.

A la luz de estos retos, y al considerar las perspectivas de la cooperación futura, la idea de una cooperación económica y comercial universal debe ser adecuadamente modesta. Incluso en ausencia de rivalidades geopolíticas, la misma hiperglobalización podría dejar de ser atractiva para algunas economías avanzadas o emergentes. Pero eso no significa que la cooperación y la buena competencia sean imposibles.

Impulsar la cooperación en un mundo complejo

Los retos y el potencial de la cooperación económica y comercial mundial pueden visualizarse como una serie de anillos concéntricos. En el núcleo más interno se encuentran los retos comunes que, cuando se abordan adecuadamente, benefician a todos. En otras palabras, la cohesión y la colaboración en estas cuestiones podrían mitigar las externalidades negativas, que tienen efectos indirectos en otros países, independientemente de su origen. El esfuerzo por atenuar los efectos del cambio climático, ya sea en forma de mitigación o de adaptación, es sin duda propicio para la cohesión.

Soluciones a medida: Anillos concéntricos

Visualizar la competencia y la cooperación en forma de anillos concéntricos puede ayudar a forjar el camino a seguir.
Visualizar la competencia y la cooperación en forma de anillos concéntricos puede ayudar a forjar el camino a seguir. Image: PWC

Oportunidades de cooperación en el ámbito financiero

Teniendo en cuenta los vínculos macrofinancieros entre países, bancos centrales e instituciones financieras - y la posibilidad de que los flujos de capital desestabilizadores o los brotes de inestabilidad financiera se propaguen a través de las fronteras - una coordinación continuada de la política monetaria ayudaría a todos en la economía mundial a corto y medio plazo.

Además, como han puesto de manifiesto los recientes tambaleos bancarios en Estados Unidos, la inestabilidad de las instituciones financieras de un país puede tener un efecto dominó en otros países. Así pues, será importante una supervisión sincronizada por parte de los reguladores con vistas a gestionar mejor los retos que plantean los flujos de capital y la banca transfronterizos, al igual que la identificación de posibles desajustes de liquidez en las instituciones financieras no bancarias.

Además, el refuerzo de las cadenas de suministro mundiales tiene el potencial de generar externalidades positivas, con beneficios indirectos distribuidos a lo largo de toda la cadena de valor. En este escenario, todos tienen el potencial de alinear sus propios intereses y, al trabajar juntos, también albergan el potencial de producir beneficios que se multiplican por encima de los que resultan de acciones individuales y aisladas. Los esfuerzos basados en el pragmatismo son loables.

Retos comunes pero negociables

La siguiente capa exterior son los retos "comunes pero negociables". La crisis climática mundial también podría entrar aquí en la taxonomía. Aunque mitigar los efectos del calentamiento global es universalmente beneficioso, hay naciones -más pobres, subdesarrolladas- que consideran que el precio es demasiado alto para pagarlo o que discrepan sobre la urgencia y la escala de la acción. Los pagos complementarios, en los que los ricos compensan a los pobres, ayudarán, pero estos retos ya no serán inequívocamente universales, aunque sean globalmente existenciales.

Las políticas fiscales sostenibles y favorables al crecimiento encajan aquí, ya que las distintas naciones adoptan enfoques diferentes ante los retos de volverse más sostenibles, y de hecho podrían aprender unas de otras. Del mismo modo, la carrera por establecer un impuesto corporativo mínimo a escala global se calibrará dentro de este segundo anillo, al igual que la mejora de la cualificación de la mano de obra ante una economía cambiante.

Este segundo anillo circular puede ser más eficaz si se sustenta en intereses alineados. En un escenario así, los países "afines" se comprometen con los "no afines" en la búsqueda de objetivos e intereses compartidos. Excluir a las "naciones que no piensan como ellas" probablemente acabe conformando un grupo demasiado ineficaz. Un ejemplo de este tipo de cooperación basada en temas concretos podría ser el Acuerdo de Asociación Económica Digital (DEPA), que une a Singapur, Corea del Sur, Chile y Nueva Zelanda en una alianza sobre estándares digitales y el avance de los Nuevos Acuerdos Digitales.

Minimizar el riesgo de suma cero

El tercer anillo, el más exterior, registra un territorio de suma cero en el ámbito de las posibles colaboraciones. El hecho de que algunos grandes actores mundiales actúen con mentalidad de confrontación hace casi imposible la cooperación basada en intereses en este espacio. La incipiente disociación tecnológica entre Estados Unidos y China, con sus efectos indirectos en todos los sectores, es un buen ejemplo de ello.

La esperanza, sin embargo, es que el 80% de la humanidad que vive fuera de las Grandes Potencias pueda colaborar, a pesar de todo, para reducir el tamaño de esta zona, e -incluso en medio de las rivalidades y tensiones entre las Grandes Potencias- estas Terceras Naciones puedan conducir los contenidos de la rivalidad cada vez más hacia el interior, hacia aquellos dominios en los que la colaboración es más probable.

Loading...
No te pierdas ninguna actualización sobre este tema

Crea una cuenta gratuita y accede a tu colección personalizada de contenidos con nuestras últimas publicaciones y análisis.

Inscríbete de forma gratuita

Licencia y republicación

Los artículos del Foro Económico Mundial pueden volver a publicarse de acuerdo con la Licencia Pública Internacional Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0, y de acuerdo con nuestras condiciones de uso.

Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no del Foro Económico Mundial.

Temas relacionados:
Equity, Diversity and InclusionEconomic GrowthGlobal CooperationGeo-Economics and Politics
Comparte:
World Economic Forum logo
Agenda Global

La Agenda Semanal

Una actualización semanal de los temas más importantes de la agenda global

Suscríbete hoy

Puedes anular tu suscripción en cualquier momento utilizando el enlace que figura en nuestros correos electrónicos. Para obtener más información, consulta nuestro Política de privacidad.

¿Qué es el salario digno y en qué se diferencia del salario mínimo? Aquí te lo explicamos

Victoria Masterson

10 de mayo de 2024

Sobre nosostros

Eventos

Medios

Socios y Miembros

  • Únete

Ediciones en otros idiomas

Política de privacidad y normas de uso

© 2024 Foro Económico Mundial