Jobs and Skills

Por qué habrá muchos empleos en el futuro, incluso con la inteligencia artificial

Gerente ingeniero industrial usando un tablet.

A lo largo de la historia, las nuevas tecnologías han transformado el mercado laboral en repetidas ocasiones. Image: Getty Images/iStockphoto/ipopba

Henrik Ekelund
Founder and Chairman, BTS Group
Comparte:
Nuestro impacto
¿Qué está haciendo el Foro Económico Mundial para acelerar la acción en Jobs and Skills??
La visión global
Explora y monitorea cómo Inteligencia Artificial y Robótica afecta a las economías, las industrias y los problemas globales
A hand holding a looking glass by a lake
Innovación mediante crowdsourcing
Involúcrate con nuestra plataforma digital de crowdsourcing para lograr un impacto a escala
Mantente al día:

Jobs and Skills

  • A lo largo de la historia se ha expresado en numerosas ocasiones la preocupación por el impacto de las nuevas tecnologías en los puestos de trabajo existentes.
  • Pero aunque las nuevas tecnologías sustituyen a menudo determinados puestos de trabajo, también crean otros nuevos.
  • La inversión en habilidades e infraestructuras ayudará a las economías a adaptarse a los cambios que traerá consigo la última tecnología: la inteligencia artificial (IA).

A principios de los años 60, cuando la revolución informática daba sus primeros pasos, un comité de científicos y activistas sociales envió una carta abierta al Presidente de Estados Unidos, Lyndon B. Johnson. "La revolución cibernética", dijeron, creará "una nación separada de pobres, no cualificados y desempleados" que no podrán encontrar trabajo ni permitirse cubrir sus necesidades vitales, argumentaban.

Tres décadas antes, en los años 30, según The Atlantic, un alcalde de California escribió al Presidente de Estados Unidos que la tecnología industrial era un "monstruo de Frankenstein" que amenazaba con acabar con la industria manufacturera y "devorar nuestra civilización".

Estas predicciones catastrofistas sobre cómo las nuevas tecnologías conducirían a un mundo peor resultaron ser totalmente erróneas, al igual que muchas predicciones anteriores sobre los efectos de las nuevas tecnologías.

Pero en la última reunión del Foro Económico Mundial en Davos se produjo un déjà vu. Un informe del FMI concluyó que el 40% de los puestos de trabajo de todo el mundo se verán afectados por la IA. En las economías avanzadas, esa cifra se elevará al 60% de los puestos de trabajo que se verán afectados por el aprendizaje automático, y alrededor de la mitad sufrirán un impacto negativo. Los perdedores se enfrentarán a salarios más bajos y menos contrataciones, y algunos puestos de trabajo desaparecerán por completo.

¿Has leído?

A lo largo de los últimos 200 años, las predicciones sobre la disminución del empleo en el futuro han demostrado ser generalmente falsas. Los pesimistas se han equivocado repetidamente. Pero no nos equivoquemos: se han destruido cientos de millones de puestos de trabajo. En primer lugar, la tecnología agrícola sustituyó millones de empleos agrícolas, mientras que la revolución industrial trasladó a la gente a las fábricas. Después, la automatización las sacó de las fábricas, dando lugar a una economía de servicios.

Sin embargo, a lo largo de estas oleadas de destrucción creativa, el número total de personas empleadas ha aumentado. Hoy hay un número récord de personas empleadas en todo el mundo y en casi todos los países.

Número de personas empleadas en el mundo (miles de millones), 1991-2023.
Número de personas empleadas en el mundo (miles de millones), 1991-2023. Image: Organización Internacional del Trabajo

Pero esta vez será diferente porque la IA es diferente. La tecnología no siempre ayudará a las personas a hacer su trabajo, sino que principalmente sustituirá puestos de trabajo. Sin embargo, surgirán nuevos tipos de empleos.

Imaginando un nuevo mundo laboral

Imagínese como un trabajador agrícola hace 120 años -como aproximadamente tres cuartas partes de todas las personas de la época. ¿Le habría sido posible imaginar un mundo en el que sólo una de cada 20 personas trabajara en explotaciones agrícolas? ¿Habría podido prever la variedad de nuevos empleos de que disponen hoy los trabajadores? Incluso hace 20 años, los economistas probablemente no habrían predicho que hoy habría 800 000 personal trainers en EE. UU. y 2,5 millones de empleos en la industria del desarrollo de aplicaciones.

Es posible que hoy experimentemos la misma dificultad al tratar de imaginar los nuevos y desconocidos empleos del futuro. No podemos ver el futuro, pero podemos cambiar nuestra perspectiva sobre la posible creación de nuevos empleos planteándonos preguntas más amplias.

En primer lugar, ¿están satisfechas todas nuestras necesidades actuales? Por ejemplo, ¿querríamos alimentos de mayor calidad? ¿Querríamos mejores servicios de las empresas o los organismos públicos? ¿Queremos productos más eficientes o mejor diseñados? ¿Queremos mejorar nuestra salud física y mental? Podrían crearse nuevas funciones para satisfacer estas necesidades y deseos.

En segundo lugar, ¿llegarán nuevas necesidades a medida que evolucione nuestra sociedad, a medida que busquemos soluciones a nuestros actuales retos globales y a medida que lleguen nuevas innovaciones? Un futuro equivalente al actual smartphone podría crear sectores de empleo completamente nuevos. Es posible que hoy no seamos capaces de imaginarlo, pero si se mantienen los patrones de los últimos 200 años, estos empleos llegarán.

En tercer lugar, ¿el aumento de la demanda de productos y servicios generará nuevos puestos de trabajo? La nueva tecnología eliminará algunos puestos de trabajo, sí. Pero en muchos casos, ayudará a un trabajador a hacer un trabajo mejor y más eficiente, reduciendo el coste de producción. Cuando los productos y servicios se hacen más asequibles, la demanda suele aumentar.

Por último, y quizá lo más relevante: ¿Cuál es la mejor manera de que los responsables políticos y los organismos públicos faciliten la creación dinámica y la rotación del mercado laboral hacia nuevos empleos? Esto será especialmente importante si, como es probable, la destrucción creativa y los cambios de empleo continúan, posiblemente a un ritmo mayor que nunca.

Descubre

¿Qué está haciendo el Foro Económico Mundial en relación con el futuro del trabajo?

Invertir en nuevas tecnologías y empleos

Las pequeñas y medianas empresas crean una cantidad desproporcionada de nuevos puestos de trabajo en todo el mundo. Por ello, la libertad de emprendedores e inversores para crear y hacer crecer empresas será más crítica que nunca a medida que las nuevas tecnologías estén más disponibles.

Un mercado laboral más flexible y libre debería permitir movimientos más rápidos entre sectores y empresas a medida que cambia la naturaleza de los empleos. Esto significa que las naciones menos atractivas para las empresas y los inversores debido a una menor libertad económica y a mercados laborales demasiadamente regulados pueden sufrir más desempleo. Alternativamente, las naciones con mercados abiertos y libres seguirán creando nuevos puestos de trabajo para sustituir a los perdidos.

La destrucción creativa derivada del desarrollo tecnológico puede provocar tiempos difíciles y nuevos retos para muchas personas, así como para ciudades y regiones enteras. Los gobiernos pueden desempeñar un papel importante para paliar esta situación, ofreciendo oportunidades o programas de apoyo para el reciclaje profesional, así como subsidios por desempleo y otras formas de redes de seguridad transitorias.

Durante la revolución industrial, los gobiernos locales y nacionales hicieron grandes inversiones públicas para enseñar las destrezas de lectura, escritura y matemáticas necesarias para los nuevos empleos de la época. También se invirtió en nuevas carreteras, puertos y otras infraestructuras. En esta nueva era, necesitamos inversiones públicas en habilidades digitales para todos, así como autopistas digitales que permitan a las regiones participar en las nuevas oportunidades económicas.

Mientras todos intentamos imaginar los nuevos y desconocidos empleos del futuro, debemos hacernos las preguntas adecuadas sobre las nuevas tecnologías y cómo afectarán a nuestro trabajo y a nuestros sectores. Al cambiar nuestra perspectiva sobre cómo pueden surgir nuevos empleos a partir de las nuevas tecnologías, podemos garantizar que la IA provoque un cambio que funcione para todos.

Loading...
No te pierdas ninguna actualización sobre este tema

Crea una cuenta gratuita y accede a tu colección personalizada de contenidos con nuestras últimas publicaciones y análisis.

Inscríbete de forma gratuita

Licencia y republicación

Los artículos del Foro Económico Mundial pueden volver a publicarse de acuerdo con la Licencia Pública Internacional Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0, y de acuerdo con nuestras condiciones de uso.

Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no del Foro Económico Mundial.

Temas relacionados:
Jobs and SkillsInteligencia Artificial y RobóticaTecnologías emergentes
Comparte:
World Economic Forum logo
Agenda Global

La Agenda Semanal

Una actualización semanal de los temas más importantes de la agenda global

Suscríbete hoy

Puedes anular tu suscripción en cualquier momento utilizando el enlace que figura en nuestros correos electrónicos. Para obtener más información, consulta nuestro Política de privacidad.

6 tendencias laborales para observar en 2024

Kate Whiting

8 de febrero de 2024

Sobre nosostros

Eventos

Medios

Socios y Miembros

  • Únete

Ediciones en otros idiomas

Política de privacidad y normas de uso

© 2024 Foro Económico Mundial