Geopolitics

Terremoto en Turquía y Siria: La IA y nuevas tecnologías se ponen al servicio de las labores de socorro

Ayuda tras el terremoto: Encabezados por los jóvenes de la región, los sitios web y plataformas de código abierto de ayuda en catástrofes han sido de gran ayuda.

Ayuda tras el terremoto: Encabezados por los jóvenes de la región, los sitios web y plataformas de código abierto de ayuda en catástrofes han sido de gran ayuda. Image: REUTERS/Suhaib Salem

Aytug Goksu
Head, Network and Government Affairs, World Economic Forum
Busra Kamiloglu
Community Champion in Global Shapers Community for Turkiye, Azerbaijan and Israel, Customer Success Manager at Microsoft
Comparte:
La visión global
Explora y monitorea cómo Geopolitics afecta a las economías, las industrias y los problemas globales
A hand holding a looking glass by a lake
Innovación mediante crowdsourcing
Involúcrate con nuestra plataforma digital de crowdsourcing para lograr un impacto a escala
Mantente al día:

Geopolitics

Listen to the article

  • La tecnología es esencial para las labores de socorro y ayuda humanitaria en caso de catástrofe, pero lo que distingue la situación en Turquía y Siria es la magnitud del uso de sitios web de código abierto, la inteligencia artificial (IA) y las redes sociales.
  • La tecnología está agilizando y magnificando los esfuerzos y a largo plazo contribuirá para la resiliencia de las comunidades.
  • La integración de la tecnología en la labor humanitaria garantizará que quienes gestionan las tareas de socorro estén mejor preparados para afrontar futuras catástrofes.

El devastador doble terremoto de Kahramanmaras, que sacudió el 6 de febrero el sureste de Turquía y el norte y oeste de Siria, ofrece una idea de cómo la tecnología apoya cada vez más las labores de rescate y socorro a corto, medio y largo plazo en las zonas afectadas por catástrofes.

Es difícil comprender la magnitud de la devastación que los dos terremotos - de 7,8 y 7,5 grados en la escala de Richter - han causado en la zona. Se calcula que la devastación se extiende por diez provincias, en más de 50 000 kilómetros cuadrados, y hasta el 16 de febrero el número de muertos ascendía a casi 42 000 personas. El 15 de febrero, la OMS declaró que se trataba de la peor catástrofe que afectaba a su región europea de 53 países en cien años. El Secretario General de la ONU, António Guterres, lo describió como un "desastre natural épico" en el primero de los dos llamamientos de emergencia para los afectados.

Es difícil imaginar algo peor para los millones de damnificados. Pero al menos las tecnologías digitales y emergentes han contribuido significativamente a las labores de socorro. Dichas tecnologías levan utilizándose desde principios de la década de 2000 y se han convertido en un elemento básico de los esfuerzos sobre el terreno tras catástrofes naturales. Lo que distingue a las labores de socorro de Turquía-Siria es la magnitud del uso de sitios web de código abierto, IA y redes sociales.

7 usos innovadores de la tecnología tras el terremoto

Ambos países recibieron rápidamente ofertas de apoyo, donaciones económicas y soluciones por parte de quienes desean ayudar en todo el mundo. Entre los usos innovadores de la tecnología han estado:

  • El uso de las redes sociales para compartir información vital y organizar el apoyo. En algunos casos, los atrapados tuitearon mensajes con su ubicación, compartiéndolos con usuarios que tienen muchos seguidores.
  • Se desarrolló una aplicación de silbato agudo que los atrapados podían utilizar para llamar la atención desde su teléfono.
  • Meta puso a disposición una función de comprobación de seguridad que permitía a las personas comunicar a sus familiares y amigos que estaban a salvo, algo que la empresa lleva haciendo muchos años.
  • Los equipos de búsqueda y rescate (incluida la Asociación de Búsqueda y Rescate AKUT de Turquía) crearon su propia línea de ayuda WhatsApp para difundir información sobre operaciones de rescate y voluntariado.
  • La comunidad de criptomonedas recaudó millones de dólares en donaciones, ofreciendo un salvavidas financiero en tiempo real en una situación en la que las operaciones bancarias tradicionales se vieron afectadas, aunque ha habido dudas sobre su utilidad en el mundo real.
  • Encabezados por los jóvenes de la región, los desarrolladores crearon sitios web y plataformas de código abierto en HTML básico (para facilitar y agilizar la carga) para ayudar en situaciones de crisis, algunos de los cuales se han financiado como start-ups. Entre las aplicaciones se encuentran mapas de calor para los servicios de rescate, que identifican dónde están enterrados los supervivientes con información recopilada de las llamadas de socorro; información sobre donaciones de sangre; enlaces a proveedores de alojamiento temporal y a quienes distribuyen alimentos y ropa; listas (muchas generadas a partir de muchos datos dispersos y clasificadas mediante IA) de quienes se sabe que están atrapados entre los escombros, así como de quienes necesitan ayuda humanitaria urgente o asistencia médica; y aplicaciones que ponen en contacto a quienes están dispuestos a ayudar con quienes necesitan ayuda.
  • Microsoft Turquía puso todas sus tecnologías gratuitamente a disposición de los grupos que operaban en la zona de la catástrofe. Como en anteriores catástrofes de este tipo, se utilizaron imágenes por satélite para proporcionar una visión más amplia de la zona afectada. Las imágenes ayudaron a las organizaciones de socorro a identificar las zonas más afectadas, así como a determinar el estado de las infraestructuras, lo que es fundamental para garantizar la eficacia de la ayuda.

¿Por qué se ha prestado tanta atención a la tecnología en la respuesta a esta crisis?

El uso de la tecnología ha sido frecuente tras este terremoto por varias razones. La primera es que, al menos en Turquía, el panorama tecnológico es floreciente. Incluso a pesar de las restricciones impuestas al uso de criptomonedas, el país sigue ocupando el puesto 12 en el ranking mundial de adopción de criptomonedas y alberga un gran número de emprendedores tecnológicos y empresas emergentes.

Turquía tiene la población más joven de Europa, y en gran medida, aunque no exclusivamente, es la generación más joven la que está desarrollando la base tecnológica del país. No es de extrañar, por tanto, que la juventud del país haya estado a la vanguardia de la ayuda humanitaria, empleando sus conocimientos tecnológicos y ofreciendo ayuda en formas más tradicionales.

También está el simple hecho de que, en las dos últimas décadas, la tecnología ha desempeñado un papel cada vez más importante en la respuesta, evaluación y gestión de los esfuerzos de ayuda en caso de catástrofe. Lo que está ocurriendo en Turquía es, en parte, una continuación natural de esta tendencia.

Descubre

¿Qué está haciendo el Foro Económico Mundial para fomentar la innovación social?

La importancia de la tecnología a largo plazo

La tecnología seguirá desempeñando un papel vital en la gestión de esta catástrofe. Es probable que se desarrollen nuevas aplicaciones a medida que surjan necesidades específicas, por ejemplo, para conectar a las personas necesitadas de ayuda con el organismo de asistencia o grupo local más pertinente. En cuanto al uso de criptomonedas, la tecnología blockchain facilitará la entrega de ayuda monetaria, creando un medio transparente y seguro para distribuir eficazmente la ayuda financiera.

Dado el éxito del uso de la IA para ayudar con tareas básicas, pero que requieren mucho tiempo, cabe esperar que este tipo de apoyo continúe. Un escenario probable es el uso de chatbots con IA para dar respuestas rápidas y precisas a las consultas de los ciudadanos sobre las labores de socorro y los programas de asistencia.

De cara al futuro, la IA podría utilizarse para vigilar zonas propensas a terremotos y crear conjuntos de datos fiables que ayuden a predecir futuros incidentes, desarrollando modelos de resultados probables que, a su vez, sirvan de apoyo a los mecanismos de preparación. Es probable que la tecnología del metaverso se utilice para simular el impacto de los terremotos y formar a las personas sobre cómo responder a ellos.

¿Has leído?

Perspectivas

La tecnología está desempeñando un papel cada vez más importante y valioso en las labores de socorro en caso de catástrofe. Ya sea mediante el uso de inteligencia artificial para filtrar y analizar una gran cantidad de datos, el uso de software de libre acceso para crear soluciones localizadas o el empleo de la robótica (terrestre o aérea) para apoyar a los equipos de búsqueda, la tecnología está agilizando y magnificando los esfuerzos de rescate y ayuda humanitaria, salvando vidas.

Más allá de los esfuerzos inmediatos de recuperación y apoyo, la tecnología tiene beneficios a más largo plazo, pues hace que las comunidades sean más resistentes ante cualquier catástrofe futura. La integración de la tecnología en la labor humanitaria -permitiendo a las agencias y organizaciones de ayuda invertir en soluciones, probarlas y ampliarlas- también garantizará que quienes gestionan los esfuerzos de ayuda estén mejor preparados para hacer frente a futuras catástrofes. En un mundo en el que las catástrofes son cada vez más frecuentes, la tecnología aumenta las probabilidades de supervivencia.

No te pierdas ninguna actualización sobre este tema

Crea una cuenta gratuita y accede a tu colección personalizada de contenidos con nuestras últimas publicaciones y análisis.

Inscríbete de forma gratuita

Licencia y republicación

Los artículos del Foro Económico Mundial pueden volver a publicarse de acuerdo con la Licencia Pública Internacional Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0, y de acuerdo con nuestras condiciones de uso.

Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no del Foro Económico Mundial.

Temas relacionados:
GeopoliticsAcción humanitaria
Comparte:
World Economic Forum logo
Agenda Global

La Agenda Semanal

Una actualización semanal de los temas más importantes de la agenda global

Suscríbete hoy

Puedes anular tu suscripción en cualquier momento utilizando el enlace que figura en nuestros correos electrónicos. Para obtener más información, consulta nuestro Política de privacidad.

Ataques en el Mar Rojo: Qué dicen 4 expertos en comercio sobre la disrupción del transporte marítimo

Spencer Feingold

23 de febrero de 2024

Sobre nosostros

Eventos

Medios

Socios y Miembros

  • Únete

Ediciones en otros idiomas

Política de privacidad y normas de uso

© 2024 Foro Económico Mundial