• Las investigaciones de la Universidad de Washington sugieren que la disminución de la población en la India y en China podría ser más rápida de lo que se pensaba.
  • El creciente acceso de las mujeres a la educación y a los anticonceptivos podría catapultar rápidamente la fecundidad india y china por debajo de los niveles de reemplazo.
  • Los investigadores no vieron los mismos factores en juego en la mayoría de las naciones africanas, donde el crecimiento demográfico continuará hasta el año 2100 y más allá.


Aunque los expertos han estado de acuerdo desde hace tiempo en que el mundo ya ha marcado el rumbo de una futura disminución de la población, ha habido desacuerdo sobre la rapidez y el lugar exacto en que se reducirá el número de personas en esta Tierra.

La revista médica The Lancet publicó recientemente una investigación de la Universidad de Washington que sugiere que el descenso de la población podría ser más rápido de lo que se pensaba, especialmente en las naciones más pobladas del mundo, China y la India. Los investigadores asumen que la población mundial alcanzará su punto máximo justo después de la mitad del siglo, antes de lo proyectado por la División de Población de la ONU. Señalaron que los modelos de crecimiento de la población han demostrado ser muy estables, mientras que los que se ocupan de la disminución de la población son mucho menos fiables.

En su escenario base, los investigadores asumieron que el creciente acceso de las mujeres a la educación y a la anticoncepción catapultaría rápidamente la fertilidad india y china por debajo de los niveles de reemplazo, lo que llevaría a niveles de población de sólo 1.100 millones y 731 millones de personas en la India y China en 2100, respectivamente. Los investigadores no vieron los mismos factores en juego en la mayoría de las naciones africanas, donde el crecimiento demográfico continuaría hasta 2100 y más allá, según el modelo. Esto haría de Nigeria la segunda nación más grande de la Tierra por delante de China en 2094.

Los Estados Unidos seguirían siendo la cuarta nación más grande en 2100, a pesar de los niveles de fertilidad por debajo de los de reemplazo. Aquí - similar a la situación en Canadá y Australia - la migración neta positiva mantendría los niveles de población semi estables. También para 2100, las naciones de crecimiento actual, Indonesia y Pakistán, habrían entrado en un ligero descenso de población según el modelo, y la República Democrática del Congo y Etiopía los superarían en tamaño hacia el comienzo del nuevo siglo.

Imagen: Statista