Las protestas masivas por la muerte de George Floyd, un hombre negro desarmado que murió bajo custodia policial en Mineápolis, se han extendido a docenas de ciudades en los Estados Unidos y en todo el mundo.

La Fundación Thomson Reuters pidió a cuatro afroestadounidenses de diferentes generaciones que reflexionasen sobre las protestas actuales y pasadas.

Hablamos con Charles Person, de 77 años, un destacado activista por los derechos civiles que en su adolescencia en 1961 se unió a los 13 'Freedom Riders' originales en un viaje a Jackson (Misisipi) para ocupar áreas de espera segregadas.

Jackson, de 55 años, participó en los disturbios de 1991 en Los Ángeles provocados por la paliza recibida por Rodney King a manos de la policía.

Su hija, Armonee Jackson, de 22 años, se graduó recientemente por la Universidad de Arizona y encabezó una protesta por primera vez en Phoenix (Arizona) tras la muerte de Floyd.

Chris Shelton, de 48 años, participó en una protesta por primera vez en Indiana (Indianápolis), la semana pasada.

¿Tienes la esperanza de que la muerte de George Floyd producirá un verdadero cambio?

Jackson: Aquí estamos en viviendo una pandemia. Todos estaban sentados aquí, no podían salir, y luego ves durante nueve minutos que este hombre (oficial de policía) tenía su rodilla en el cuello del tipo (Floyd). Y ves cómo el hombre muere en el vídeo. Creo que eso enfureció a más personas, además de a los negros; creo que enfureció a todas las nacionalidades. Creo que eso fue lo que cambió. Ese es el cambio generacional.

Armonee Jackson: Ahora hay más gente en las calles porque están cansadas de esto. Ya es suficiente. Creo firmemente que lo que está sucediendo es exasperante y que nuestra comunidad está realmente harta.

Person: Con este movimiento en particular, creo que hay una sensación de que podemos lograr estos cambios que son necesarios. Hay fuerza en el número de personas. Mira la cantidad de personas (de estas protestas). También la pasión. Muchos chicos expresan muy bien por qué estamos aquí y quieren ver cómo cambian las cosas.

Pero para lograr un cambio permanente (los jóvenes) tendrán que ejercer su derecho al voto. Creo que algunos de los chicos que simplemente pensaban que no había motivos para votar se dieron cuenta de que sí los hay. Tienen que darse cuenta de que no se puede ser apático a la hora de votar.

Jackson: Los estados tendrán que hacer cambios ... o esta generación más joven empezará a destituir a estos alcaldes y gobernadores.

¿Sientes que estas protestas son distintas de las anteriores?

Jackson: Nuestra generación... No estábamos para nada. No nos importaban esas cosas. No había mensaje en nuestra locura. Simplemente destruíamos cosas. Nuestra protesta era diferente. Realmente no era algo que fuera a lograr ningún cambio.

Respeto a esta generación. Esta generación es totalmente distinta a mi generación. No solo van a los barrios del gueto para protestar, sino que van a los barrios de clase alta. Están protestando donde está el dinero. Lo están haciendo de la manera correcta. Nosotros no lo hicimos de la manera correcta.

Armonee: Hay más gente en primera línea. Hay más solidaridad de otras comunidades.

Shelton: Hablamos más unos con otros. Tengo muchos amigos blancos que están teniendo muchas conversaciones difíciles y están hablando a través del poder de sus propios grupos de iguales.

Armonee Jackson dirige una manifestación en Arizona, Estados Unidos, el 30 de mayo de 2020.
Armonee Jackson dirige una manifestación en Arizona, Estados Unidos, el 30 de mayo de 2020.
Imagen: Michael Dunn

¿Cuál es su opinión sobre el papel de la no violencia en los movimientos de protesta?

Person: Recuerdo las veces que una mafia me golpeó y me atacó. Todavía tengo flashbacks. Elegí la no violencia como forma de vida.

Cuando no eres violento, la gente ve tu sufrimiento. Ve tu devoción y se identifica contigo. Y de esta manera obtienes aliados. Y estos aliados muchas veces tienen dinero, tienen influencia y, a veces, tienen poder. Y necesitas eso para provocar el cambio.

Armonee: Considero que es imperativo protestar pacíficamente con mi comunidad, solidarizarse con mi comunidad como medio para hacer realidad el cambio. Me aseguré de que íbamos a empezar y a terminar pacíficamente.

¿Qué viene después?

Person: La parte difícil empieza ahora. Ahora que estos tipos (tres policías) han sido acusados, nuestro sistema de justicia es lento ... y la gente tiende a olvidar si las cosas se alargan demasiado.

Y si consigues un buen abogado, tienen todo tipo de tácticas, cambian de lugar o hacen algo legal que hace que el caso sea difícil de seguir y de procesar.

La parte difícil es cómo agilizar todo esto, seguir adelante y asegurarte de ser justo en todos los aspectos. Y eso es lo que estoy viendo ahora.

Shelton: Soy hijo de un trabajador del campo. Tengo tres hijos y no quiero que vivan en el mundo de injusticia social y prejuicios que yo he sufrido.

Esto tiene que parar de una vez por todas. No se trata solo de la brutalidad policial. Los estadounidenses negros han estado pidiendo, rogando que se nos escuche desde el día en que nos liberaron de la esclavitud.

Necesitamos que nuestras voces suenen claras para nosotros mismos, para nuestros amigos, para nuestras familias, para nuestros líderes. Esto ya no es aceptable y tenemos que cambiarlo.

Armonee: Es vital que sigamos hablando y denunciando. Creo que si seguimos manteniendo nuestra intención, nuestro pacifismo, permanecemos unidos de manera sólida y presentamos una lista de exigencias, podremos empezar a crear un cambio sistémico.