Davos Agenda

El cambio climático afectará nuestra salud, pero unos sufrirán más. ¿Qué podemos hacer?

El cambio climático está creando una amenaza sin precedentes para la salud humana. Los jornaleros agrícolas, entre otras poblaciones vulnerables, se enfrentan a mayores niveles de enfermedades relacionadas con el calor.

El cambio climático está creando una amenaza sin precedentes para la salud humana. Los jornaleros agrícolas, entre otras poblaciones vulnerables, se enfrentan a mayores niveles de enfermedades relacionadas con el calor. Image: Reuters/Lucy Nicholson

Bechara Choucair
Senior Vice-President and Chief Health Officer, Kaiser Permanente
Shyam Bishen
Head, Centre for Health and Healthcare; Member of the Executive Committee, World Economic Forum
Comparte:
La visión global
Explora y monitorea cómo La salud mundial afecta a las economías, las industrias y los problemas globales
A hand holding a looking glass by a lake
Innovación mediante crowdsourcing
Involúcrate con nuestra plataforma digital de crowdsourcing para lograr un impacto a escala
Mantente al día:

Davos Agenda

Este artículo es parte de: Sustainable Development Impact Meetings

Listen to the article

  • El cambio climático está acarreando multitud de consecuencias para la salud, entre ellas un aumento de las enfermedades transmisibles y no transmisibles.
  • Se necesitan cambios políticos para contener los costes estimados de la asistencia sanitaria, que pueden alcanzar los 4 billones de dólares en 2030.
  • La equidad sanitaria, para mitigar el impacto en las comunidades marginadas y de riesgo, es una prioridad especial.

El cambio climático está creando una amenaza sin precedentes para la salud humana. A medida que la temperatura media de la superficie terrestre siga aumentando, las catástrofes naturales y los fenómenos meteorológicos extremos serán más frecuentes y graves. La contaminación del aire y del agua contamina cada vez más nuestro medio ambiente, y la aceleración de patógenos sensibles al clima exacerba la propagación de enfermedades infecciosas.

El cambio climático también ha provocado un fuerte aumento de las enfermedades no infecciosas asociadas a la contaminación atmosférica, como el cáncer de pulmón y las muertes relacionadas con las vías respiratorias, que antes no se entendía que estuvieran relacionadas. Además, los riesgos para la salud laboral debidos al calor excesivo y a los entornos contaminados se traducen en una reducción de la capacidad de trabajo y de la productividad.

Aunque nadie es inmune a las amenazas sanitarias del cambio climático, éstas afectan de forma desproporcionada a grupos históricamente desatendidos y en riesgo: personas de color, comunidades indígenas, niños y ancianos.

A pesar de estas advertencias, la humanidad sigue estando insuficientemente preparada para afrontar los retos que tenemos ante nosotros. Las crisis sociopolíticas actuales desvían recursos para abordar estos problemas a largo plazo, aunque ya tienen consecuencias graves e irreversibles en la salud humana y planetaria, y en la economía mundial.

¿Has leído?

Se calcula que los costes del cambio climático en el sector sanitario alcanzarán entre 2000 y 4000 millones de dólares anuales de aquí a 2030, lo que supondrá una enorme presión para los profesionales sanitarios y una disminución del poder adquisitivo de las personas debido al deterioro de su estado de salud y al aumento del coste de la vida. Es importante señalar que esta estimación excluye los costes de sectores determinantes para la salud como la alimentación y la agricultura, el agua y el saneamiento, lo que indica que es probable que los costes sean mucho mayores.

Sin cambios políticos e inversiones significativas, la interacción entre el cambio climático, la pérdida de biodiversidad y el consumo de recursos naturales no hará sino exacerbar los problemas de seguridad alimentaria e hídrica, amenazar los medios de subsistencia de las comunidades vulnerables al clima y obstaculizar los avances en los esfuerzos de mitigación del cambio climático. Es fundamental tomar medidas urgentes y decisivas para mitigar estos riesgos para la salud y preservar el bienestar de las generaciones actuales y futuras.

Es importante señalar que los impactos del cambio climático sobre la salud distan mucho de ser equitativos, y que las comunidades históricamente desfavorecidas son las que más sufren sus consecuencias. Los estudios han arrojado luz sobre disparidades alarmantes, revelando que las areas históricamente discriminadas por motivos de raza o etnia se ven más afectadas por el calor extremo debido a la ausencia sostenida de inversiones y la carencia de espacios verdes para mitigar el aumento de las temperaturas y los focos de calor.

Las areas de bajos ingresos se enfrentan a retos adicionales, ya que a menudo tienen infraestructuras de vivienda vulnerables, mayores riesgos de exposición a peligros ambientales y recursos limitados para prepararse o recuperarse de fenómenos climáticos extremos. Los trabajadores inmigrantes latinos, que constituyen una parte significativa de la mano de obra agrícola estadounidense, se enfrentan a un asombroso aumento de 20 veces en las enfermedades relacionadas con el calor debido a sus mayores tasas de exposición. Por tanto, el cambio climático agrava las desigualdades existentes en materia de salud al afectar de forma desproporcionada a las comunidades más vulnerables y desfavorecidas e intensificar las disparidades sociales y económicas.

Los riesgos que plantea el cambio climático tienen implicaciones de gran alcance para todos los sectores y empresas, que van más allá de las cadenas de suministro mundiales. El cambio climático puede afectar a la estrategia, las finanzas, las operaciones y el bienestar de los trabajadores de una empresa. Por tanto, las empresas deben reconocer que tienen un doble papel que desempeñar: la responsabilidad de mitigar su propia contribución al cambio climático y la oportunidad de impulsar un cambio global positivo. Comprometerse ahora a tomar medidas sustanciales contra el cambio climático no es sólo una obligación moral, sino también un imperativo estratégico para garantizar la viabilidad de las empresas a largo plazo y salvaguardar la salud del planeta.

Abordar la crisis climática y defender la equidad sanitaria requiere una acción colectiva. Ninguna organización, empresa o sector puede superar estos retos de forma aislada. La colaboración, la innovación y la coordinación entre sectores y regiones son absolutamente necesarias para aplicar soluciones integrales y sostenibles que beneficien a todos. Trabajando juntos, el sector privado puede desempeñar un papel fundamental en la construcción de un futuro más resiliente y equitativo para nuestras generaciones venideras.

Es crucial invertir en investigación y en soluciones innovadoras de gran impacto que lleguen a las poblaciones más afectadas por el cambio climático. Varias de ellas se destacaron en la primera sesión de la serie Clima y Salud organizada por Kaiser Permanente y el Foro Económico Mundial, celebrada el 7 de junio (véala aquí). Por ejemplo, la iniciativa Justice40 -un programa del gobierno federal estadounidense- pretende destinar el 40% de los beneficios globales de determinadas inversiones federales a comunidades desfavorecidas que están marginadas, desatendidas y desproporcionadamente castigadas por la contaminación.

Descubre

¿Qué es la Cumbre del Impacto del Desarrollo Sostenible?

Empresas tecnológicas como Google también están contribuyendo a través de iniciativas como la solución Climate Insights de Google Cloud, que permite a los organismos del sector público -incluidos los especialmente vulnerables a las cambiantes condiciones ambientales- conocer mejor los posibles riesgos climáticos, aumentar la resiliencia y tomar decisiones informadas sobre gestión y planificación del territorio.

Reconociendo esta necesidad, Business for Social Responsibility, una red de empresas sostenibles cuyo objetivo es crear un mundo justo y sostenible, lanza la iniciativa Centering Health Equity within Climate Change (CHECC), un esfuerzo de colaboración intersectorial cuyo objetivo es convocar a líderes de diversas organizaciones para desarrollar y aplicar un plan conjunto que dé prioridad a la equidad sanitaria en la acción climática. Aprovechando la creatividad, la experiencia y los recursos de distintas entidades, la iniciativa pretende inspirar una acción climática más urgente, garantizando al mismo tiempo la justicia climática y el acceso equitativo de las comunidades a los recursos sanitarios.

Descubre

¿Qué está haciendo el Foro Económico Mundial en relación con el cambio climático?

Los complejos retos que plantean los efectos del cambio climático sobre la salud requieren estrategias sinérgicas y holísticas que aúnen los esfuerzos de todas las partes interesadas, incluidos gobiernos, empresas, científicos, sociedad civil y comunidades. Con este enfoque diverso y global, las prácticas innovadoras y basadas en pruebas pueden compartirse, mejorarse y ampliarse para lograr un mayor impacto.

Reconociendo esta necesidad fundamental, Kaiser Permanente y el Foro Económico Mundial acogerán la segunda sesión de la serie Conectando el Cambio Climático y la Salud el 21 de septiembre durante la Semana del Clima de Nueva York, centrándose en la importancia de la investigación y la innovación en la acción sobre el cambio climático y la salud. Júntese a esta sesión híbrida para escuchar los debates de un panel con líderes de opinión, investigadores, responsables políticos y profesionales comprometidos con impulsar urgentemente una agenda de investigación que profundice nuestra comprensión en torno al cambio climático como motor clave de las desigualdades sanitarias.

No te pierdas ninguna actualización sobre este tema

Crea una cuenta gratuita y accede a tu colección personalizada de contenidos con nuestras últimas publicaciones y análisis.

Inscríbete de forma gratuita

Licencia y republicación

Los artículos del Foro Económico Mundial pueden volver a publicarse de acuerdo con la Licencia Pública Internacional Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0, y de acuerdo con nuestras condiciones de uso.

Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no del Foro Económico Mundial.

Temas relacionados:
Davos AgendaLa salud mundialEl cambio climáticoHealth and Healthcare
Comparte:
World Economic Forum logo
Agenda Global

La Agenda Semanal

Una actualización semanal de los temas más importantes de la agenda global

Suscríbete hoy

Puedes anular tu suscripción en cualquier momento utilizando el enlace que figura en nuestros correos electrónicos. Para obtener más información, consulta nuestro Política de privacidad.

Cómo transformar la salud cardiovascular en América Latina catalizando la colaboración público-privada

Pasquale Frega and Katrine Luise DiBona

23 de febrero de 2024

Sobre nosostros

Eventos

Medios

Socios y Miembros

  • Únete

Ediciones en otros idiomas

Política de privacidad y normas de uso

© 2024 Foro Económico Mundial