Los saltos tecnológicos de la cuarta revolución industrial representan el más grande desafío que enfrenta América latina, en un momento en que los países deben resolver problemas como la pobreza y la falta de equidad, les dijo el Presidente Mauricio Macri a los participantes de la sesión de apertura del Foro Económico Mundial para América latina de este año.

“Si nos cerramos, será difícil y solo conseguiremos demorar la llegada de la innovación. Necesitamos preparar a nuestros hijos para los empleos que hoy ni siquiera existen todavía”.

Al presentar los lineamientos de la agenda de acción de su gobierno con el fin de resolver la pobreza y acabar con la inflación Macri destacó la importancia die la construcción de confianza a través del liderazgo responsable y receptivo, que brinda respuestas.

“La reducción de la pobreza se consigue mediante la creación de puestos de trabajo. Tenemos que crear una atmósfera de confianza, y ser predecibles y creíbles para que los argentinos puedan crear oportunidades para sí mismos”.

Macri además subrayó la importancia de profundizar la integración de las economías de América latina. “El primer paso es la integración con el Mercosur, y después la integración con la Alianza del Pacífico”, explicó en referencia a los dos principales bloques comerciales de la región.

Con anterioridad, en sus palabras de bienvenida, Klaus Schwab, fundador y presidente ejecutivo del Foro Económico Mundial, destacó que la velocidad de los cambios tecnológicos es hoy la fuerza dominante de esta nueva era. “La innovación será la clave de la supervivencia en el competitivo paisaje del mañana”, afirmó. “Sabemos que los grandes desafíos solo pueden resolverse, y que las grandes oportunidades solo pueden aprovecharse al máximo si existe la cooperación entre públicos y privados”.