• Las juntas de las empresas pueden evitar confusión y proporcionar una dirección estratégica sobre el cambio climático.
  • Una reciente encuesta de Deloitte muestra que sólo la mitad de los miembros de las juntas se consideran "climáticamente alfabetizados".
  • Una nueva colaboración con el Foro Económico Mundial pretende proporcionar a las juntas de las empresas los recursos necesarios.

Los directivos y presidentes de las juntas están acostumbrados a navegar panoramas cambiantes y desafiantes; desde la pandemia mundial hasta la geopolítica, desde las crisis humanitarias hasta la crisis climática, y desde el auge de la tecnología hasta la "Gran Renuncia", el papel de las juntas en el establecimiento de una dirección estratégica a largo plazo quizás nunca haya sido tan importante.

En lo que tiene que ver con la lucha contra el cambio climático, las mareas están literalmente subiendo, y el tiempo se acaba. Identificar las áreas de máximo impacto y aplicar una gobernanza eficaz es fundamental para preparar a las organizaciones para responder con la urgencia necesaria, y aprovechar las oportunidades que existen en la transición del sistema global que se avecina. Los líderes de empresas deben abogar por actuar ahora y dirigir sus organizaciones hacia un futuro más sostenible.

En un tema tan complejo como el cambio climático, un reto clave puede ser entender dónde centrar los esfuerzos para lograr un mayor impacto y qué acciones darán lugar a un valor empresarial a largo plazo. Desde el punto de vista empresarial, las juntas están especialmente bien posicionadas para ayudar a sus organizaciones a romper con la confusión y entender dónde pueden ser agentes de cambio. Para hacerlo con efectividad, las juntas deben estar preparadas para plantear las preguntas difíciles y sopesar los numerosos riesgos y oportunidades relacionados con temas climáticos asociados a la inversión sostenible.

Sin embargo, la reciente encuesta "Audit Committee Frontier" de Deloitte descubrió que apenas la mitad de los encuestados, miembros de los comités de auditoría de juntas, se consideran "climáticamente alfabetizados", y la mitad de los encuestados no creen estar bien equipados para cumplir con sus responsabilidades en materia de regulación del clima. Dos tercios afirman que sus empresas carecen de una estrategia clara sobre el clima.

Preocupaciones similares surgieron entre los presidentes de juntas de la Comunidad de Presidentes del Foro Económico Mundial durante las entrevistas y los debates de grupos de discusión, que tuvieron lugar a finales del año pasado. Muchos expresaron la urgencia real de mejorar los conocimientos de los directivos no ejecutivos e intensificar el debate sobre el clima y la sostenibilidad en las juntas, como se destaca en el documento del Foro The Chairperson's Insights Into Climate Action.

Por ello, Deloitte está trabajando con el Foro Económico Mundial y la Iniciativa de Gobernanza del Clima y su red global de "Capítulos" para lanzar una serie de guías que ayuden a dar forma a la acción climática en los juntas y a equipar a los líderes de empresas con los recursos que necesitan para dar pasos calculados hacia un futuro sostenible.

Los documentos informativos, que ya han sido lanzados, forman parte de una serie continua de liderazgo intelectual diseñada para mejorar la competencia climática y orientar la acción climática de los directivos de juntas de todo el mundo, ayudando a educar y a acelerar la acción de los presidentes, juntas, consejos y partes interesadas, en su respuesta, evaluación de riesgo y vías alternativas de descarbonización:

  • La visión de los Directivos sobre la acción climática: Entrevistas destacadas ofrece un resumen de los aspectos más destacados de las entrevistas con 16 miembros de la Comunidad de Directivos del Foro Económico Mundial sobre el tema de la acción climática. Explora los temas clave y las mejores prácticas para los miembros de las juntas, en relación con la estrategia, los riesgos y las oportunidades, las partes interesadas, la competencia y las operaciones en relación con el clima. Además, ofrece perspectivas sobre una serie de cuestiones complejas tratadas durante las entrevistas, y anima a los presidentes de todo el mundo a plantearse estas cuestiones a sí mismos y a sus juntas.
  • La Guía de Directivos sobre las partes interesadas en el cambio climático: Entender cómo están respondiendo los grupos clave hoy y cómo podrían responder mañana, pone de relieve cómo están respondiendo al cambio climático los grupos de interés clave y cómo podrían responder en el futuro. Los Directivos deben ser conscientes de los diversos riesgos económicos y existenciales que presentan las reacciones de las partes interesadas ante cuestiones del clima. La guía proporciona herramientas para que los Directivos consideren los escenarios de reacción de alto impacto a las operaciones de su empresa y obtengan una comprensión más profunda sobre cómo las partes interesadas se influyen mutuamente. El documento ayuda a navegar por las complejidades que presenta una red diversa de partes interesadas y destaca las decisiones a corto plazo que los consejos de administración tendrán que hacer.
  • La Guía del Directivo para la Descarbonización: Entender la hoja de ruta de la descarbonización se centra en el papel de los Directivos y las juntas en el desarrollo de una sólida estrategia de mitigación del clima. El documento informa los conocimientos fundamentales de por qué las empresas deben abordar el cambio climático y proporciona una hoja de ruta para prosperar en una economía baja en carbono. Basándose en estudios de casos globales, la guía demuestra las amenazas de no tomar medidas climáticas y las oportunidades de integrar el clima en la estrategia de la empresa.

Animo a los directores de las juntas directivas a que compartan estos recursos con sus redes y a que participen en los capítulos locales de la Iniciativa para la Gobernanza del Clima.

Esta es una década decisiva. Es ahora o nunca el momento de actuar con éxito contra el cambio climático, y todos debemos involucrarnos y tomar medidas. Aumentando la competencia climática en los juntas directivas y convocando periódicamente para compartir aprendizajes y buenas prácticas, las juntas directivas pueden convertirse en una vanguardia que marque el camino hacia una acción climática significativa dentro y fuera de las empresas a las que apoyan.