Tenemos Brexit para rato. Hasta 2021, por lo menos. Hasta el 31 de diciembre de 2020 no finaliza la agenda de las citas clave que forman parte del plan de salida definitiva de Reino Unido de la UE.

Esta semana, por ejemplo, el Consejo Europeo, del que forman parte los jefes de Gobierno, el presidente de la Comisión y del Consejo y la Alta representante para Asuntos Exteriores, celebrarán una cumbre en la que intentarán establecer las bases de un acuerdo para una salida pactada y suave de la isla de la Unión. Si no fuera así, los dirigentes de los veintiocho podrían volver a verse las caras en noviembre en una cita de emergencia, además de en la próxima cumbre ordinaria, programada para diciembre. El objetivo: consensuar un arreglo de divorcio que tanto el Reino Unido como los 27 países miembros restantes puedan ratificar a principios del año que viene.